Turismo

Viajes a Bielorrusia

En Europa Oriental, entre Lituania, Letonia, la Federación Rusa, Ucrania y Polonia, existe un país que, en el pasado, fue señalado como la Rusia Blanca e integró la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS).

Esa nación, que algunos conocen bajo el nombre de República de Belarús y otros llaman Bielorrusia, se caracteriza por su llanura, una particularidad que no afecta la belleza de sus paisajes porque, pese a no haber montañas, existen allí numerosos lagos, bosques y pantanos.

En esta superficie organizada en seis provincias y una capital (Minsk), predomina el clima de tipo húmedo y continental. De todas formas, las condiciones meteorológicas en este país están determinadas por la ubicación de cada zona que forma parte de este territorio donde existen algunos sitios valorados por la UNESCO como Patrimonio de la Humanidad (tales como el Bosque de Bialowieza, el Castillo de Mir y el Arco Geodésico de Struve) y varios lugares de interés histórico.

El bello Jardín Botánico Central de la Academia Nacional de Ciencias, la Iglesia de Santa María Magdalena, la Catedral Farny, el Museo de Historia de las Religiones, la fortaleza de Brest, el Museo Nacional de Arte y la antigua Iglesia de San Nicolás son atractivos que no deberían pasar desapercibidos para ningún turista que visite Bielorrusia.

Bandera, mapa y datos generales

Nombre Oficial: República de Bielorrusia Capital: Minsk Superficie: 207.600 Km2 Población Total: 10.293.011 habitantes Ciudad con mayor cantidad de habitantes: Minsk Densidad de Población: 50 hab./Km2 Idioma Oficial: Bielorruso, Ruso Tipo de Gobierno: República SemipresidencialistaPIB: US$ 36.944 millones Moneda: Rublo Bielorruso Prefijo telefónico: +375 Teléfonos Útiles:Policía: 102Bomberos: 101Urgencias médicas: 103

Clima

En la República de Bielorrusia el clima es de tipo continental y húmedo. Allí, el mes más frío suele ser enero (ya que, por ese entonces, la temperatura oscila entre los 4 y 8 grados centígrados bajo cero), mientras que julio ofrece las condiciones más cálidas del año, con un promedio de 19 grados centígrados.

En este país el verano es una estación seca, soleada y muy calurosa, así como el periodo invernal es frío, húmedo y se caracteriza por el desarrollo de heladas que se extienden durante siete u ocho meses.

Por lo general, la época más aconsejable para viajar al país es en primavera o a comienzos de la temporada estival.

Principales Ciudades

MinskLa capital y ciudad más grande de Bielorrusia es Minsk, una metrópoli situada en la parte central del territorio nacional, sobre la cuenca del río Dniéper, que debió ser reconstruida después de la Segunda Guerra Mundial.

Este destacado centro industrial que, a lo largo del tiempo, se especializó en la producción de bienes de consumo y en la elaboración de materiales de construcción, elaboración de comida procesada y fabricación textil se encuentra dividido en nueve distritos: Frunzenski, Kastrychnitski, Leninski, Maskouski, Partyzanski, Pershamayski, Savetski, Tsentralny y Zavodzki.

Para facilitar el traslado de ciudadanos y turistas, Minsk cuenta con una infraestructura sólida en materia de transporte público que incluye desde varias líneas de autobuses, trolebuses y tranvías, hasta las prestaciones de un metro y de dos aeropuertos.

Además de tener un marcado perfil industrial, Minsk es el mayor polo educativo y cultural del país. Más de doce universidades, casi 260 escuelas, once teatros, una veintena de salas de cine y cerca de veinte museos componen la oferta académica y artística de la ciudad.

La Plaza de la Independencia, la zona del casco viejo (donde se localiza la Catedral de San Dukhavski), el área este del río Svislach (rincón que alberga un barrio de perfil antiguo y numerosos lugares para disfrutar la vida nocturna) y la histórica Iglesia de Santa María Magdalena son sólo algunos de los sitios más interesantes que pueden encontrarse en la capital de la República de Bielorrusia.BorisovEn la Provincia de Minsk, donde se localiza el río Berezina, se encuentra Borisov, una ciudad de poco más de 150 mil habitantes que fue fundada en 1102 por el príncipe Boris Vseslavovich.

Durante la Segunda Guerra Mundial, esta metrópoli que formó parte de la Unión Soviética y estuvo invadida por Polonia, fue ocupada por la Alemania Nazi y quedó destruida. Con el tiempo, a medida que las tareas de reconstrucción le devolvían su esplendor, Borisov comenzó a ser un importante centro industrial repleto de fábricas.

Hoy en día, es posible apreciar parte de su pasado en la parte vieja de la ciudad y disfrutar, con sólo cruzar un puente, del perfil más moderno de esta urbe donde aún se puede admirar, frente a una iglesia ortodoxa, un monumento erigido en honor al fundador de la metrópoli.BabruyskEn la Provincia de Maguiliu, sobre el río Bereziná, se encuentra Babruysk, una ciudad de más de 230 mil habitantes que ocupa una superficie de 66 kilómetros cuadrados.

Aunque son muchos los atractivos que atesora, esta metrópoli se destaca por albergar el mayor aserradero del país, tener un desempeño relevante en construcción de maquinarias y desarrollos químicos, y por ofrecer una sobresaliente oferta a nivel educativo (ya que allí hay más de treinta escuelas públicas y numerosas instituciones especializadas en distintas artes).

La Catedral de San Miguel, la fortaleza de Babruysk y la Catedral de la ciudad son, por su antigüedad y sus características arquitectónicas, algunos de los sitios más atractivos que se pueden hallar en esta urbe bielorrusa.

Sitios de Interés

Los eslavos comenzaron a llegar al territorio bielorruso entre los siglos VI y VIII. Al ingresar en contacto con los varegos, pasaron a formar parte del Rus de Kiev o Estado ruso antiguo. En el siglo XIII, sin embargo, los cruzados bálticos invadieron la región.Polonia también ejerció su dominio sobre Bielorrusia, un  país que, por otra parte, fue uno de los miembros de la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (U.R.S.S.) hasta que declaró su independencia en 1991.

El castillo de Nesvizh, en la localidad de Niasviz, es uno de los edificios históricos más bellos del país. Comenzó a construirse en 1582 sobre la base de un antiguo castillo medieval y, en 2005, fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.Complejo del Castillo de MirEl distrito de Karelichy, en la ciudad de Mir, alberga un castillo cuya construcción se inició a finales del siglo XV. Fue ideado con estilo gótico pero concluido bajo los preceptos renacentistas.

El complejo del Castillo de Mir está dominado por un palacio de tres plantas, con fachadas decoradas con portales de caliza, balcones y porches. Está construcción está rodeadas por altos muros.

El castillo estuvo abandonado durante casi cien años y sufrió graves daños en la época napoleónica. Fue restaurado a finales del siglo XIX y controlado por diversas familias que lo compraron y vendieron en sucesivas operaciones.

El Castillo de Mir, que se transformó en un gueto para la población judía de la ciudad durante la Segunda Guerra Mundial, fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 2000.

Bosque de Bialowieza

El bosque de Bialowieza es calificado como el último bosque originario del continente europeo. La influencia humana casi no ha alterado esta región ubicada en la frontera con Polonia (de hecho, ambos países administran esta zona declarada Patrimonio de la Humanidad).

Su alto grado de preservación permite que el bosque albergue varias especies de animales que están en peligro de extinción y que no pueden verse en otras partes, como el bisonte europeo.

La parte bielorrusa del bosque de Bialowieza incluye un museo, un restaurante y algunos hoteles que fueron construidos durante el periodo soviético. El ingreso al bosque sólo es posible a través de una autorización del Ministerio del Interior, una situación que quita algo de potencial turístico a la zona.

Las autoridades, de todas formas, intentaron promover el turismo mediante la construcción de la Casa de Ded Moroz, la versión eslava de Santa Claus.Museo Nacional de ArteEl Museo Nacional de Arte de la República de Belarús fue creado en 1939 como la Galería Estatal de Arte. En 1957, dicha institución se convirtió en el Museo Estatal de Arte y, treinta y seis años más tarde, adquirió la denominación actual.

Este museo exhibe la colección de arte bielorruso más grande del mundo y la colección de arte extranjero más importante de esta nación. Su edificio se encuentra en la calle Lenin, en el centro de Minsk.

Las exhibiciones permanentes están dedicadas a temáticas como Arte bielorruso antiguo, Arte bielorruso de los siglos XIX y XX, Arte bielorruso moderno, Arte ruso, Arte de Europa occidental y Arte de Oriente.

El Museo Nacional de Arte se encuentra abierto de miércoles a lunes entre las 11 y las 19 horas. Los estudiantes abonan una entrada con descuento, mientras que los contingentes de visitantes también pagan una tarifa diferencial.

Actividades y atractivos turísticos

Los grandes lagos del norte, la meseta boscosa de la región central y los pantanos del sur definen el perfil paisajístico y el relieve de Bielorrusia, una nación sin montañas. La naturaleza es uno de los principales atractivos del país que, sin embargo, aún sufre la radiación del accidente de Chernobyl en ciertas zonas.

La principal elevación bielorrusa es el monte Dzyarzhynskaya, que apenas supera los 355 metros de altura. Se encuentra al oeste de Minsk y fue rebautizado en 1958, cuando se decidió homenajear al fundador de la KGB, Felix Dzerzhinsky (1877-1926).

El entorno natural, por lo tanto, imposibilita la práctica de montañismo. La actividad al aire libre más habitual es el senderismo por los bosques y las orillas de ríos y lagos. Existen varias reservas naturales y parques urbanos que también permiten apreciar el medio ambiente de la nación, como los parques Chelyuskinites, Gorky, Kurapaty y Yanka Kupala en la capital nacional.

Bosques

Cerca de un tercio de la superficie bielorrusa está cubierta por bosques. Las coníferas, los alisos y los abedules se encuentran entre los árboles más frecuentes. El bioma predominante es el bosque templado de frondosas, que puede dividirse en dos grandes ecorregiones: el bosque mixto sarmático en el norte y el bosque mixto de Europa central en el sur. En la zona septentrional aparecen pinos silvestres, robles y piceas, mientras que la franja meridional alberga el bosque de Bialowieza con sus manadas de bisontes europeos y linces boreales. Bialowieza, en la frontera con Polonia, está considerado como el último bosque virgen europeo.

Lagos

Bielorrusia tiene más de 10.000 lagos a lo largo y ancho de su territorio. Estos espejos de agua son aprovechados tanto para la navegación como para la generación de energía. El lago Narach es el más grande (75,9 kilómetros cuadrados) y uno de los más profundos (25 metros) del país. Rodeado por un bosque de pinos, este lago se ha constituido como uno de los principales destinos turísticos de la nación. Otro lago destacado es Druksiai, en el límite con Lituania, que alimenta una importante central nuclear lituana. Chervonoye (ideal para pescar) y Osveya (u Osveyskoye) completan el listado de los principales lagos bielorrusos.

Ríos

Más de 40 ríos que se extienden por 91.000 kilómetros otorgan una gran riqueza hidrográfica a Bielorrusia. El río más extenso es el Dniéper, que fluye a través de 690 kilómetros del territorio nacional y que establece el límite natural con Ucrania. El río Bereziná, declarado Reserva de la Biosfera por la UNESCO, se destaca por su belleza natural y por su relevancia histórica (allí, el ejército de Napoleón Bonaparte sufrió una de las más duras derrotas de su campaña rusa). Los ríos bielorrusos permiten disfrutar del verano, ya que algunos presentan playas y hasta es posible bañarse en sus aguas.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira también
Cerrar
Botón volver arriba